Si te planteas la experiencia de visitar o incluso vivir en Sudáfrica, una de las actividades que no te puedes perder es hacer un Safari por uno de sus parques nacionales. Con una extensión de unos 19.000 km cuadrados, el Parque nacional Kruger es el parque natural más grande de Sudáfrica donde viven en libertad ejemplares de casi toda la fauna africana. Una vasta extensión de tierra que abarca las provincias de Limpopo y Mpumalanga.

Está compuesto por reservas públicas y privadas. Estas zonas no están limitadas por vallas así que puedes cruzar los límites sin problema, pero hay diferencias entre ellas. A la reserva pública, que es la zona más extensa del parque, puedes acceder con tu propio coche pero no podrás salirte de los caminos marcados. Además, cuenta con refugios y campamentos públicos donde podrás encontrar una cama para dormir pero no comida.

En las reservas privadas no podrás moverte con tu propio coche pero encontrarás hoteles y otros refugios de mayor calidad y precios más altos. Estas reservas disponen de servicios de safaris en todoterreno con guías expertos que aumentan las probabilidades de ver un mayor número de animales en su hábitat natural.

Los animales que te encontrarás en el parque

Parque nacional Kruger, animales

No solo es el parque más importante de Sudáfrica sino que además en él, si tienes suerte, podrás avistar a los animales más representativos de la fauna africana. Los cinco grandes, los más esperados en todo safari son: el león, el búfalo, el leopardo, el elefante africano y el rinoceronte.

En el parque viven aproximadamente unos 200 guepardos, 9.000 jirafas, 3.000 hipopótamos, 17.000 ñúes y 2.000 hienas entre otras muchas especies representativas.

También podrás encontrar más de 500 especies de aves entre las que se encuentran el buitre orejudo o el águila marcial.

Opciones de safaris

Parque nacional Kruger, opciones de safaris

Si quieres llevar tu propio coche puedes acceder por cualquiera de las entradas al parque y hacer el recorrido por la reserva pública. Tienes la opción de salir de nuevo al final de cada día para dormir en un alojamiento exterior o, lo que es mejor, quedarte a dormir en alguno de los refugios habilitados para ello dentro del propio parque. Esto último puede consistir en cabañas o caravanas con electricidad y todas las comodidades para pasar la noche pero sin opción de avituallamiento.

La otra posibilidad es contratar un safari privado. Para ello te puedes alojar en alguno de los hoteles de las reservas privadas, antiguas fincas de caza. El precio de esos alojamientos suele incluir, además de la entrada al parque, la comida y las visitas guiadas. Podrás escoger qué tipo de safari te apetece hacer: en todoterreno, a pie, al atardecer o nocturno. Las posibilidades son mayores en función de la empresa que contrates.

El precio de la entrada al parque va en función de los días de visita. Los adultos pagan 25$ aproximadamente y el precio para los niños es de unos 15$.

En la web de safari.com puedes encontrar todas las opciones posibles para contratar tu safari por el Parque nacional Kruger además de información sobre las reservas públicas y privadas, y cualquier duda que tengas podrás resolverla con un experto en línea.

Cómo llegar al parque

Parque nacional Kruger, mapa

Podrás acceder por carretera, en coche. El parque cuenta con nueve entradas situadas en diferentes puntos del mapa.

Si prefieres puedes llegar en avión desde Johannesburgo o Ciudad del Cabo. Cerca del parque hay tres aeropuertos: Phalaborwa, Hoedspruit o Nelspruit (conocido también como Aeropuerto Kruger Mapumalanga Internacional).

Al llegar al aeropuerto puedes alquilar un coche para llegar al parque, pero si has contratado el viaje con una agencia también puedes optar por un autobús o coche privado.

Cosas que necesitas para tu visita al Parque nacional Kruger

Parque nacional Kruger, cosas que necesitas

Lo primero a tener en cuenta, como en cualquier viaje, es en qué estación del año vas a visitar Sudáfrica. Dependiendo de eso tendrás que llevar ropa de abrigo o más liviana para el verano. Además de la ropa, otro elemento fundamental es un repelente para los mosquitos. Te hospedes en un refugio o en un hotel, no dejes de llevar contigo un repelente.

Sería también recomendable, además del repelente para los mosquitos, ir preparado contra la malaria. La mejor manera de evitar contraer la enfermedad, además de intentar evitar las picaduras de los mosquitos, es tomando un profiláctico adecuado en caso de picadura. Para esto lo mejor es consultar con tu médico.

Independientemente de la ropa que lleves no puede faltar en tu equipaje una cámara de fotos con un buen teleobjetivo (200-300mm) para poder fotografiar la fauna salvaje. Unos prismáticos pueden ser también un buen accesorio en caso de prescindir del teleobjetivo.

Parque nacional Kruger, fauna

Esperamos que te haya resultado de utilidad este artículo sobre el Parque nacional Kruger. Si quieres conocer otros parques naturales de Sudáfrica donde hacer safaris puedes pasarte por esta selección que hemos hecho para ti. Si tienes cualquier pregunta sobre viajar a Sudáfrica puedes dejar un comentario o escribirnos directamente y te ayudaremos en lo que podamos.

Sudafrica - eBook - Estudiar y voluntariado en Sudafrica

EBOOK GRATUITO

¿Quieres hacer un voluntariado en Sudáfrica a la vez que aprendes inglés?