Experimentar un tiempo viviendo en el extranjero, ya sea a través de un intercambio Erasmus, prácticas, Aupair, voluntariado o cualquier tipo de trabajo o afición, puede ampliar tu abanico de posibilidades de cara al futuro. La posibilidad de trabajar en el extranjero, sea durante el periodo que sea, siempre resulta enriquecedor para el que se lanza a la aventura. Así que si estás pensando en irte al extranjero por un tiempo, por el motivo que sea, mira las ventajas que te puede aportar a la hora de encontrar trabajo.

4 Ventajas de vivir en el extranjero para encontrar trabajo

Capacidad de adaptación

Capacidad de adaptación

Una de las principales habilidades que desarrollan los que deciden vivir una experiencia en el extranjero es, sin duda, la de adaptación. Mudarse a un nuevo país, con una cultura diferente, conlleva para la persona un cambio en su modo de ver de la vida, lo que sin duda alguna, termina con un nivel superior de madurez. Adaptarse a un nueva forma de vida, horarios y diferencias culturales, hacen sin duda alguna que, el viajero crezca como persona.

Mejora de la lengua extranjera

Mejora de la lengua extranjera

Otro factor importante, también motivo por el que muchos se lanzan a vivir en el extranjero, es para mejorar el idioma, en general para aprender inglés. Una razón que al final termina con un manejo fluido de la lengua extranjera, y como consecuencia, muchos más puntos en el CV a la hora de buscar un nuevo trabajo.

Ya sea mediante un intercambio durante la etapa universitaria o el instituto, o la realización de cursos de idiomas durante un tiempo en el extranjero, de ambas experiencias sólo pueden salir anécdotas positivas y enriquecedoras.

Estudiar en una nueva universidad o instituto, hace que el estudiante no solo aprenda el idioma en el que curse sus estudios en el lugar de destino, sino que entenderá el funcionamiento de la educación en ese país y estudiará bajo la metodología que así requiera su lugar de intercambio. Experimentar el hecho de estudiar en otra universidad es una oportunidad para el estudiante, de ver y valorar la educación que ha estado recibiendo hasta el momento y así, poder hacer una crítica fundamentada, pues ahora tendrá una visión educativa diferente.

Además, otra de las opciones, como realizar cursos de idiomas en el extranjero, le aportará a la persona la oportunidad de complementar su viaje cargado de aventuras con clases que le harán más fácil su estancia. Podrá tener conversaciones más fluidas en la calle y lo que es aún mejor, volverá con un certificado del curso que realice.

Adquirir experiencia laboral

Adquirir experiencia laboral

Trabajar en otro país, ya sea mediante prácticas, trabajos de verano o cualquier tipo de trabajo temporal, además de permitir costear la estancia durante el periodo en el extranjero, permitirá conocer desde dentro la manera de trabajar del resto de países. Esto es una oportunidad de aprendizaje muy buena para el que lo hace, ya que, como cualquier experiencia laboral, le aportará beneficios personales como mejorar su autoconfianza, capacidad para resolver problemas y la experiencia de trabajar en otro idioma, entre otros.

Todos estos hechos al final, tendrán como consecuencia una mejora del CV, ya que, no solo aportar nuevas experiencias suma, sino que cuando se trata de tales en el extranjero, el valor del CV se multiplica de manera exponencial, pues es algo que hoy en día todos los empleadores tienen en cuenta.

Oportunidades dentro y fuera de España

Oportunidades dentro y fuera de España

El hecho de ampliar las posibilidades de encontrar empleo, viene fundamentado en que, después de una experiencia en el exterior, no solo podrás aplicar a ofertas de trabajo nacionales, sino que también tendrás la opción de hacerlo en el extranjero. Añadir a tu CV experiencia profesional en un determinado país, con habla diferente a la materna, es algo que los empleadores, hoy en día, ven muy apetecible a la hora de hacer reclutamiento para sus empresas.

Las empresa ya saben los beneficios que aportan los intercambios y las experiencias fuera del país, y quieren aprovechar esas habilidades dentro de su plantilla. La creatividad, la resolución de problemas, dinamismo, el manejo de otros idiomas, la predisposición y autonomía, son entre otras, las habilidades que buscan entre sus candidatos, y casualmente todas ellas están directamente relacionadas con las capacidades adquiridas en el extranjero.

Si después de leer todas las ventajas, te han entrado aún más ganas de irte a vivir fuera, no lo pienses más. Recuerda que la vida se construye con experiencias, así que qué mejor que empezar a sumar anécdotas y a crecer personal y profesionalmente. Tu CV lo agradecerá y tú mismo te sentirás con la seguridad suficiente para alcanzar lo que te propongas.